Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar

Blog

14-12-2019

Qué es el cash flow y cómo interpretarlo

El cash flow es una medida financiera que permite conocer los recursos líquidos generados por la empresa en un periodo determinado, medidos como entradas y salidas de efectivo. El cash flow no es más que la capacidad de la empresa de generar liquidez, algo indispensable para su supervivencia.

Es una de las medidas más extendidas para detectar problemas en una empresa, ya sean de liquidez o de viabilidad, ya que el cash flow va muy ligado a los beneficios, y estos, como decíamos, a la supervivencia propia de la empresa. El cash flow es como el corazón de la empresa, si no hay cash flow no hay empresa porque esta no puede atedner sus pagos, así que es la finalidad del plan de tesorería de la empresa, que el cash flow sea positivo. En función de su origen existen distintos tipos de cash flow, que además inciden en las formas de cálculo del cash flow.

Tipos de Cash Flow

Cash Flow Bruto

Es la primera medida básica acerca del cash flow y se calcula como la suma del beneficio neto después de impuestos o resultado del ejercicio, más las amortizaciones y provisiones del periodo. Se trata del cash flow generado por la empresa para atender la deuda a largo plazo derivada de actividades de inversión y las necesidades operativas de fondo de maniobra o necesidades de financiación de circulante.

Cash Flow Operativo

Se obtiene sumando o restando al cash flow bruto las variaciones de fondo de maniobra del periodo, lo que permite conocer la liquidez generada para atender las inversiones nuevas previstas y la deuda a largo plazo contraída por la empresa junto a sus gastos financieros asociados.

Cash Flow de Financiación

Se obtiene sumando los gastos financieros del periodo al cash flow operativo y permite saber la capacidad de la empresa de atender su deuda a largo plazo. Esta es una de las medidas clave al solicitar financiación, pues si la empresa no tiene un cash flow de financiación superior al servicio a la deuda se sobreentiende que no puede contraer más deuda.

Cash Flow Libre

Se obtiene restando del cash flow de financiación la devolución de principal de la deuda contraída por la empresa, sumando la deuda nueva contraída y restando las necesidades de inversión en activos fijos, y es la generación de caja que quedaría en la empresa disponible para sus accionistas, también es conocida como free cash flow. Permite conocer si la empresa necesitaría una ampliación de capital por parte de sus accionistas.

Es habitual, una vez conocidos los distintos niveles de cash flow, calcular algunas ratios para determinar si la capacidad de generación de liquidez de la empresa es suficiente, mediante su comparación con otras partidas del balance o de la cuenta de resultados.

Ratios de Cash Flow

Cash Flow Bruto / Ventas y Cash Flow Operativo / Ventas

Estos dos ratios de cash flow nos dan una pista del margen bruto de la empresa para detectar posibles problemas íntimamente ligados con la actividad básica: precios de compra de materias primas o precios de venta, estructura de personal u otros. Esta es una  medida que va muy alineada con el EBITDA o rentabilidad del corazón de la empresa.

Cash Flow de Financiación / Servicio a la Deuda

Si es inferior a 1 significa que la empresa no puede atender sus deudas de largo plazo, por lo que la nueva financiación se está destinando a repagar la deuda viva. Este tipo de empresas pueden tener un problema de generación de caja o de una deuda mal estructurada, a un plazo de amortización demasiado corto para su capacidad de pago.

Deuda a Largo Plazo / Cash Flow de Financiación

Como la anterior, es un ratio de cash flow que mide la capacidad de la compañía de atender sus deudas a largo plazo, en este caso mide los años que necesita para atender completamente su deuda. Salvo que se trate de deuda para la compra de inmuebles, si la empresa requiere más de cinco años para liquidarla, podría ser un síntoma de escasa capacidad de generación de caja, aunque en este caso hay que tener muy en cuenta el sector al que pertenece la compañía.

Cash Flow Libre / Patrimonio Neto

Es una medida de rentabilidad para el accionista, es la capacidad de la empresa de generar cash flow respecto a la inversión que han hecho los socios en la compañía, y la acumulación de beneficios recurrentes, y es muy parecida al ROE (Return on Equity).

Si necesitas tener controlados estos y otros ratios, te recomendamos la herramienta en excel de análisis de balances de PlantillasPyme, con la que podrás calcular estos y muchos más ratios, y obtener una visión clara de la situación financiera de tu empresa.

 

Si te ha gustado el artículo ¡Compártelo!

Si necesitas financiación para tu empresa o quieres más información, completa el formulario sin compromiso y nos pondremos en contacto para informarte de forma personalizada.

C. Aragón 336, Barcelona (08009)
T. +935 660 108
M. info@financlick.es